Categorías
Blog/noticias

El programa Viernes y los Objetivos de Desarrollo Sostenible

La Agenda 2030 es el nuevo gran contrato social que a nivel planetario demuestra el compromiso por un futuro justo para todos sus habitantes y sostenible con los territorios. Un plan de acción que todos los Estados miembros de Naciones Unidas aprobaron por unanimidad en su Asamblea General el 15 de septiembre de 2015.

Con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y las 169 metas que componen la Agenda 2030, se da continuidad a los Objetivos de Desarrollo del Milenio que entre 2000 y 2015 se centraron en un fin principal como era la erradicación de la pobreza en el mundo.

Esta Agenda 2030 supone dar un paso más, abarcando además de la social, también las esferas económica y ambiental con un lenguaje universal y promoviendo estrategias que faciliten la gobernanza. Una Agenda más global y comprometida que deja claro que somos parte del problema y sin duda, el todo de su solución. Una visión compartida con nuestro Programa Viernes, que intenta conocer y actuar por y para la gente que sufre soledad no deseada y aislamiento social en Campoo Los Valles.

A través de este programa piloto existe un compromiso en mejorar la calidad y condiciones de vida de las personas, trabajando en red y elaborando estrategias que mejoren los ecosistemas sanitario-sociales de nuestros pueblos.

De este modo, el programa se alinea con lo que manifiesta la resolución por la que los Estados miembro de Naciones Unidas adoptan la Agenda 2030 cuando dice “estamos resueltos a construir sociedades pacíficas, justas e inclusivas, a proteger los derechos humanos y promover la igualdad entre los géneros y el empoderamiento de las mujeres y las niñas…”.

Las actuaciones del Programa Viernes se alinean con las metas que marcan los siguientes ODS de la Agenda 2030:

ODS 3 - Salud y Bienestar

ODS-3: Salud y bienestar.

Con él se pretende garantizar una vida sana y promover el bienestar para todas las personas en todas las edades, algo esencial para el desarrollo sostenible.

Actuar frente a la soledad no deseada y el aislamiento servirá para alcanzar metas de este ODS vinculadas por ejemplo con la salud mental, la prevención de muertes prematuras o la creación de mecanismos resilientes entre los y las habitantes de nuestros pueblos.

La gente de todas las edades tiene derecho a vivir vidas dignas y en las mejores condiciones posibles, así que este programa piloto actuará con ese cometido, de acuerdo con las previsiones del Marco Estratégico de Atención Primaria del Sistema Nacional de Salud entre las que destaca la necesidad de dar respuesta al aumento de situaciones de dependencia o soledad no deseada.

ODS 5 - igualdad de género

ODS-5: Igualdad de género.

Este ODS pretende lograr la igualdad entre géneros y empoderar a todas las mujeres y las niñas. Dos colectivos sociales que merecen una atención especial con este Programa Viernes que actuará en la comarca de Campoo Los Valles, un territorio con unos municipios rurales que por regla general están masculinizados y muy envejecidos.

Entre las metas generales de este ODS se citan el asegurar la participación plena y efectiva de las mujeres y la igualdad de oportunidades de liderazgo, el reconocer y valorar los cuidados y el trabajo doméstico no remunerado o el fortalecer políticas enfocadas con este objetivo como las que se promueven desde la Consejería de Empleo y Políticas Sociales del Gobierno de Cantabria con este programa piloto.

Además, la pandemia de la COVID-19 ha supuesto oportunidades como este Programa Viernes para tomar medidas radicales y positivas que compensen las desigualdades tradicionales presentes en numerosas áreas de las vidas de las mujeres del ámbito rural.

ODS- 10: Reducción de las desigualdades

ODS 10 - Reducción de las desigualdades

Con las metas de este ODS se pretende reducir las desigualdades y garantizar que nadie se queda atrás. Algo que desde la visión global e intergeneracional del Programa Viernes encaja también de manera integral con todos sus objetivos.

Además, hay que tener en cuenta que la pandemia de la COVID-19 ha intensificado las desigualdades existentes y ha afectado más que nadie a las comunidades más vulnerables, aumentando en ellas los fenómenos de aislamiento social y soledad no deseada.

Expresamente, la meta 10.2 de este ODS establece que “De aquí a 2030, potenciar y promover la inclusión social, económica y política de todas las personas, independientemente de su edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión o situación económica u otra condición”.

Todas esas características de una sociedad heterogénea pueden verse reflejadas en los pueblos en los que actúa el Programa Viernes, invirtiendo sus esfuerzos en una problemática como es la soledad no deseada, que tiene diversidad de formas de manifestarse, causas, perfiles y formas de afrontamiento.

Un programa piloto que actúa en poblaciones rurales por primera vez, intentando atajar una desigualdad evidente de recursos destinados históricamente en el ámbito urbano. Con él se pretende reforzar la igualdad, la justicia y las políticas sociales.

ODS-17: Alianzas para lograr los objetivos.

ODS-17: Alianzas para lograr los objetivos.

Estamos en un tiempo en el que es necesaria más que nunca la cooperación a todas las escalas. Son básicas las asociaciones inclusivas a todos los niveles. Y de esto es de lo que tratan las metas fijadas en este Objetivo de Desarrollo Sostenible.

La meta 17.17 habla explícitamente de “Fomentar y promover la constitución de alianzas eficaces en las esferas pública, público-privada y de la sociedad civil, aprovechando la experiencia y las estrategias de obtención de recursos de las alianzas”.

Ahí es donde el Programa Viernes tiene uno de sus puntos fuertes, gracias a su equipo experimentado y multidisciplinar que centrará su actuación en unos municipios rurales con unos rasgos comunes: envejecimiento progresivo, muy masculinizados y con tendencia a la despoblación.

La alianza principal para el desarrollo del programa comienza con el triángulo formado por la Administración Autonómica promoviéndolo a través de una financiación de los Fondos Next Generation U; el tejido asociativo comarcal con la Red Cántabra de Desarrollo Rural y la ADT Campoo Los Valles como entidades que organizan el Programa; y por último la Academia, con un asesoramiento teórico, técnico y científico por parte de doctores y doctoras universitarios que son referentes en la soledad no deseada y el aislamiento.

Además, gracias al diagnóstico previo, la identificación de agentes sociales, activos comunitarios y la propuesta de actividades, se establece una red de colaboradores con personas y entidades que suman continuamente en pos de un desarrollo en positivo de este programa.